Menu

EU Acusa a Siete Espías Rusos de Hackear a Agencias de Antidopaje Olímpico Destacado

Foto/Especiall El asistente del Fiscal General para la Seguridad Nacional de los Estados Unidos, John C. Demers da a conocer a los acusados rusos Foto/Especiall El asistente del Fiscal General para la Seguridad Nacional de los Estados Unidos, John C. Demers da a conocer a los acusados rusos

El Departamento de Justicia estadounidense (DOJ) ha acusado este jueves a siete espías del servicio de inteligencia ruso (GRU) de pirateo cibernético a empresas de control de dopaje y la filtración de pruebas de drogas de atletas olímpicos en un supuesto intento de tomar represalias contra los esfuerzos internacionales para exponer el dopaje ruso en los Juegos de Invierno de Sochi 2014.

Desde diciembre de 2014 hasta mayo de 2018, los siete residentes rusos participaron en una conspiración para usar el pirateo informático para obtener información de salud sobre los atletas y otros no pública en los archivos de agencias antidopaje en varios países, así como la publicación de dicha información robada de forma selectiva y, a veces, engañosa, informó el DOJ en un comunicado, y añadió:

Entre los objetivos de la conspiración se encontraba la divulgación de información robada como parte de una campaña de influencia diseñada para socavar, tomar represalias y deslegitimar los esfuerzos de las organizaciones internacionales antidopaje.

Los oficiales rusos Aleksei Sergeyevich Morenets, Evgenii Mikhaylovich Serebriakov, Ivan Sergeyevich Yermakov, Artem Andreyevich Malyshev, Dmitriy Sergeyevich Badin, Oleg Mikhaylovich Sotnikov y Alexey Valerevich Minin serán procesados por piratería informática, fraude electrónico, robo de identidad agravado y lavado de dinero.

Cuatro de ellos también han sido acusados de atacar a organizaciones que investigaron el supuesto uso de armas químicas por parte de Rusia, incluyendo el envenenamiento de un ex espía ruso en Gran Bretaña. Tres ya habían sido procesados en julio por presuntamente conspirar para interferir con una campaña de desinformación en el período previo a las elecciones presidenciales de Estados Unidos en el 2016, así como el robo de documentos que se cree pertenecen al Comité Nacional Demócrata.

El anuncio se produjo horas después de que el gobierno británico acusó al GRU de "ataques cibernéticos imprudentes e indiscriminados", acusándolo de todo, desde la piratería de los registros médicos de los mejores atletas hasta las interrupciones del sistema de metro de Kiev y el robo de correos electrónicos en el Comité Nacional Demócrata. Maria Zakharova, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, rechazó las acusaciones de Gran Bretaña.

Deja un comentario

volver arriba

Google+